Es Honesto hacer "chuletas " para copiarse en los examnes???

Es una tarea que me mandaron y bueno la verdad no se que decir me ayudan??? Xfa?

14 respuestas

Calificación
  • Anónimo
    hace 1 década
    Respuesta favorita

    q no las chuletas se comen

    almenos q escribas en las mismas chueltas para copiar pero seria un desperdicio de comida :(

    pobres cerdos

  • Anónimo
    hace 1 década

    no es honesto pero como te saca de apuros jajaja

  • hace 1 década

    Sí que es honesto. Si tienes tiempo, lee el cuento que sigue, y dalo a leer a tu profesor o profesora si te pesca copiándote, y dile que lo ha escrito un profesor en 2004.

    Sobre machetes y tumbas

    El monarca de un antiguo reino estaba enfermo y se sentía morir. Su religión tenía un único sagrado mandamiento: cada habitante debía cavar su propia tumba; si no lo hacía, sus restos serían malditos por toda la eternidad, y también se condenaría el alma de quien se atreviese a hacer ese trabajo por otro. Con sus últimas fuerzas el piadoso rey excava su fosa, y trabaja como nunca lo había hecho antes en su regalada vida. Maldice furioso, se agita y transpira, cobra ánimos, siente sed y hambre; pide agua y alimento, purifica su cuerpo, mejora, duerme apaciblemente y se despierta radiante de salud.

    -¡Esto es lo que me hacía falta!- exclama. Termina su pozo y vuelve feliz a sus tareas de gobierno.

    Una vez decidí copiarme en un examen, y preparé un esmerado machete. (Chuleta, en la Argentina, papel arrollado para copiarse. En México lo pliegan y lo llaman, por eso, acordeón.) La primera versión era incompleta, confusa, muy extensa, y además errada. Con estudio y consultas conseguí reducir y mejorar mi resumen, hasta reunir en una sola hoja los conceptos centrales del curso. Durante la noche, antes de dormirme, repasaba mentalmente mi obra, y a la mañana la perfeccionaba, hasta quedar satisfecho con el resultado. Pero el día del examen no usé ese papel. ¿Para qué, si ya me lo sabía de memoria, y en mi cabeza llevaba una idea más clara y completa que la que había conseguido escribir? -¡Esto es lo que me hacía falta!- exclamé entonces. Di mi examen, obtuve la máxima calificación, y el profesor me preguntó si tenía, por ventura, algún resumen o esquema escrito de lo que había desarrollado. Le di mi machete.

    Esta manera indirecta de presentar el tema del machete como herramienta de estudio (así se llama en la Argetina no sólo la chuleta, sino también cualquier objeto alargado)pretende señalar que la principal ventaja de ese útil recurso se da más en su construcción que en el empleo cuando está terminado. El camino es la meta, como en el Zen.

    Antiguamente el machete era culposo y subrepticio, después fue tolerado, y hoy se acepta y se lo alienta. La hoja de anotaciones propias revela, como en una tomografía, la estructura mental de cada estudiante y sus logros y dificultades; así se ve, por ejemplo, en los machetes insólitos y memorables que escanea A.K., verdaderos especimenes de estudio; fuentes de datos; obras de arte y objetos de veneración.

    Los machetes y las redes conceptuales son, quizás, casos singulares de una región inexplorada más vasta, que es el conjunto de representaciones transitorias o provisionales que construimos (y a veces graficamos) cuando deseamos entender algo.

    Hay un cambio de cultura que se da en estos años con la expansión tecnológica de la comunicación y la información: saber hallar algo que necesitamos es mucho más útil y cómodo que tenerlo. La consulta de notas es hoy una estrategia de estudio muy valiosa que ha perdido por completo el aire de infamia o estafa que tenía antes en todo el mundo. Al machete todavía se lo llama cheat sheet, pero ese nombre ya ha perdido el significado literal de hoja de engaño; en muchos lugares del mundo ya establecen "one handwritten double-sided letter size cheat sheet allowed" en las condiciones para rendir exámenes. Los nuevos profesionales no son tan autónomos como los antiguos; consultan con frecuencia notas propias, buscan información en la Red e intercambian opiniones con colegas desde el mismo consultorio en que atienden, sin que nadie los censure por eso.

    -¡Es que con un buen machete y un poco de inteligencia, cualquiera aprueba un examen!- se suele oír. Respondo que me siento muy satisfecho cuando mis alumnos demuestran inteligencia, hacen un buen machete y lo saben usar.

    En la escuela Otto Krause los docentes discutían, en 1957, si se debía permitir o no la venta en las inmediaciones de colecciones de ejercicios resuelto:

    -¡Uno se aprende la resolución de 500 ejercicios, y de tanto trabajar con ellos, termina entendiéndolos! ¡Y aprueba! -exclamaba, indignado, un profesor. Pero Rafael Sanromá, antiguo profesor de física en esa escuela y autor con Emilio Sánchez de la obra de teatro En Villa Bonete ha sonado un cohete replicaba:

    -¡Y qué otra cosa diferente de ésa es la que queremos conseguir todos los días en nuestras clases!

    Si un examen se aprobara sin entenderlo y sólo por copiar la fórmula correcta, ése no sería un buen examen. Un examen bueno tiene que preguntar si cuando se enfría un trozo de hierro, su entropía disminuye. El estudiante que no entendió el concepto responderá que no, porque en su machete dice que la entropía nunca disminuye. Que eso valga sólo para sistemas cerrados es una sutileza que su hoja de anotaciones no registra; y si lo hiciese, no acertaría a interpretarlo si ignora el concepto. Y si acertara, estaría todo bien y en orden.

    Fuente(s): Mi querido profesor Rafael Sanromá, uno de los más brillantes profesores de ese colegio. Cuando yo cursaba todavía el primero y segundo año y no lo tenía, espiaba fragmentos de sus clases y me intrigaba un dibujo que hacía en la pizarra, que yo creía el de un semiciclo positivo de una onda sinusoidal deformada por una armónica impar. Cuando llegué al ansiado tercer año y disfruté mi primera clase con él, hizo el dibujo, y grande fue mi decepción cuando dijo que siempre llevaba consigo un compás de pizarra, porque de tanto dibujar círculos a pulso, la uña raspaba por accidente contra la superficie y quedaba de esa forma que dibujaba.
  • hace 1 década

    1º no, hay gente que se pasa toda la tarde estudiando, no es justo llegar y copiar

    2º es arriesgado por ello puede que te pillen y seria malo

    pero hay una cosa que estoy en contra, las chuletas son como una almohadilla porque despues de estar repitiendo la pregunta no se te queda vale eso vale, pero no estudiar nada... eso no, si solo es una palabrita q no se te queda o un pequeño tochito no pasa nada

  • ¿Qué te parecen las respuestas? Puedes iniciar sesión para votar la respuesta.
  • hace 1 década

    todos lo hemos hecho, o casi todos,no pasa nada

  • hace 1 década

    No, trampa es trampa

  • hace 1 década

    aki las llamamos "Chanchullas" pero lo importante es llegar a la meta, no importando los medios... asi que dale! cn confianza!

  • hace 1 década

    si chuletas significa machetes yo creeo q no xq lo hice y dps m di cuenta que no gano nada no studiando. aunq no dan ganas de estudiar a veces =PP

  • hace 1 década

    bueno al decir chuletas me imagino que te refieres a una especie de ayuda para copiar en los examenes, para mi que no es correcto pero si son de mucha ayuda cuando te va mal en un curso, trata y estudia y si en verdad no se te queda nada utilizalas , al final mientras la escribas se te quedan las cosas

  • hace 1 década

    no se qué son las chuletas, pero copiarse no es honesto jeje

    bue, yo no voy a decir nada =)

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora y obtén respuestas.