¿El ladrillo y la desinversión productiva en sectores de exportación¿Han arruinado España?¿Porqué el silencio?

La economía española entra en la crisis de paro y recesión en la última fase de esta guerra silenciosa que llevará a la total ruina y quiebra financiera y política del país. No exagero, y lo vamos a ver en poco tiempo en la contracción salvaje del PIB: Esto significa que en poco más de dos años vamos a... mostrar más La economía española entra en la crisis de paro y recesión en la última fase de esta guerra silenciosa que llevará a la total ruina y quiebra financiera y política del país.

No exagero, y lo vamos a ver en poco tiempo en la contracción salvaje del PIB: Esto significa que en poco más de dos años vamos a descontar todo lo que hemos crecido en estos 10 últimos, eso se acerca al 40% del PIB. Es decir, por término medio, en 2010 seremos un 30% más pobres que hoy. Sin embargo lo peor no es esto, quienes soportarán la mayor parte de este Gigaempobrecimiento récord, más propio de tiempos de guerra, serán los curritos vía salarial. pues aún hay algo peor, qué no se tenga ni eso, ni un trabajo miserable!


Sin tirar una bomba, se han cargado el país; sin haber acumulado otra cosa que ladrillo, se ha contraído una deuda que condena a la penuria a dos generaciones enteras de malogrados españolitos sin otra salida que la emigración o convertirse en el nuevo siervo de la gleba de algún banco, financiadora o similar. No será una crisis, será una maldición generacional de nación fracasada y arrasada por la España SA de la II restauración borbónica, tiene que declararse, como empresa del pillaje, en bancarrota y cerrar definitivamente su chiringuito.

levantar el país, restablecer su confianza para tener el necesario crédito con el que reconstruirlo, estamos obligados a que no nos asocien con los gobernantes ladrones, mediocres e inmorales que nos han llevado hacia el precipicio. La crisis económica es el síntoma de que todo el sistema está podrido, la terapia sólo puede consistir en devolver a las letrinas públicas a los rufianes que tienen nuestras vidas en sus manos.
Tras esta guerra, se abre una nueve puerta, algo grave, muy grave: "EL DEUDALISMO", que como en toda guerra, nos va a dejar lisiados y mutilados financieros.

Estamos totalmente descapitalizados, tanto en medios materiales como en medios humanos, y eso a la larga es la peor de las secuelas de esta guerra fruto de la creditocracia a abundancia y la paz alimentan cobardes.

¿Ahora la necesidad siempre es madre de la audacia para salir de la crisis?
Para que triunfe el mal es necesario que los buenos no hagan nada ; sean indiferentes y miedosos. Horror que extiende la maldad.
5 respuestas 5