¿Qué tan ingrato le puedes ser a un cuento?

Quise ser cuando me puse a soñar que realmente de mí hablarías. Pero dudé porque hace tiempo que te noto egoísta, floja y distraída como para confiarte mi secreto. He sido historia mínima en tus labios, en tus ojos. Me he vestido de luz para llamar tu atención sin lograrlo..

Estás muerta a la vida y eso me da miedo.

Temo confiar en ti como antaño. Recuerdas?... Apenas te guiñaba un ojo y ya estabas presta a darme vida, pintado garabatos que de pronto, sólo tu entendías en esa hoja de papel arrugada y amarilla.

Eran otros tiempos, eran otros recursos, eran otras olas de mar.

Soñé que realmente de mí hablarías y me entraron las ganas de crecer al ritmo de la pluma vieja y desgastada que tienes contra la pared desde hace años.

Te observo desde lejos y sigo dudando, te aprecio demasiado como para desecharte con frialdad.

Me vestiré de tul y giraré ante la mirada pérdida de tu rostro. Sólo espero que esto sea suficiente para que de una vez por todas, tomes la pluma y dejes de ser la ingrata que sin darme vida, me lleva de la locura a la tumba...

Cada vez que se le da la gana.

6 respuestas

Calificación
  • hace 2 meses
    Mejor respuesta

    Algunos dicen que Lovecraft era un profeta, y que sus cuentos, en realidad eran visiones de otros universos... por eso, más que escribir una historia para actores lejanos, el describir otras realidades, dónde los protagonistas se sienten como marionetas ante los hilos de las palabras, debe ser algo perturbador, el cómo un dios como el de Spinoza de repente decide escribir la vida de un mortal... es el temor milenario del ser humano ante las inmutables fuerzas del universo, que nos observa indiferente aún seamos un mar de lágrimas....

    • Demiurgo, cuanta verdad en lo que nos compartes. Me sentí nuevamente observada por un cuento advenedizo jajajaja. Un abrazo y gracias por estar aquí.

  • hace 2 meses

    Hola enamoradita y enamoradicta.

    Me encanta encontrarte a la vuelta de la esquina jajaja

    Favor con favor se paga y cuento con cuento se paga.

    Un jinete y un caballo.

    cuento, poema y letra de corrido mexicano.

    Por Hoz-kar..

    Era a principios de mayo,

    lo que voy a relatar,

    un jinete y un caballo

    galopaban sin cesar.

    Avizoraban tormenta,

    el rìo crecerìa mas,

    eran las cuatro cuarenta,

    al pueblo debìan llegar....

    Una dama y una yegua,

    los esperaban ansiosas,

    les faltaban siete leguas,

    venìan nubes peligrosas.

    Esas nubes tan odiosas,

    comenzaron a llorar,

    el rìo se puso braviò,

    no iban a poder pasar.

    El caballo y el jinete,

    apostàndole al amor,

    se lanzaron al torrente,

    con bravura y pundonor.

    Como guerreros lucharon,

    nadaron con gran vigor,

    pero al final fracasaron,

    el cruel rio, los devorò.

    Una yegua y una dama,

    se quedaron esperando,

    tenìan tendida la cama,

    y el corazòn palpitando.....

    La moraleja del cuento, (canto),

    es que, el amor enceguece,

    te calienta, te embrutece,

    y te mata, mientras tanto.....

    Y TE MATA, MIENTRAS TANTO.......

    Tengo besos para ti.

    Todos caben en mi abrazo.

    • Amaroz
      Lv 6
      hace 1 mesDenunciar

      Más que un corrido mexicano es una verdadera imágen onírica de nuestro pueblo a quien la realidad y la visión lo entumecen suave y dulcemente para glorificar su yo eternamente heróico y a su amada e inalcanzable princesa. Saludos compadre!

  • hace 2 meses

    Enamorada del amor...Sólo una historia más. Gracias.

  • hace 2 meses

    Sin la intermediación de la muerte, la vida tal y como la viven los humanos, sería un fiasco... y si, lo es.

  • ¿Qué te parecen las respuestas? Puedes iniciar sesión para votar la respuesta.
  • Ada
    Lv 7
    hace 2 meses

    En alguna región volátil existen calles pobladas de sueños y bosques prendados de cantos de aves multicolores, vitrales polícromos de ciudades ancladas en el cielo, y soles viajeros que aguardan a manifestarse a través del río de una tinta afín. Y hay también pesadillas no transitadas que paralizan las ganas ante el abismo de la hoja en blanco.

    A veces escuece el sentido de urgencia del texto que espera en la región etérea, a conectar con quien será su canal de expresión para plasmarlo y darle vida. La paleta de pasteles aguarda ante el lienzo preparado, el desempeño de la imaginación. Su llamado es demandante.

    Y hay otros momentos en que el texto pide más de lo que el ejecutante da, y se queda en deuda con él, en una especie de promesa de rectificación futura. Habrá que trabajarlo entonces, con jaloneos o caricias, para obtener su verdadero potencial y sacarlo a la luz.

    Con invitaciones tan estimulantes como la tuya con este cuento que presentas, es imposible permanecer al margen.

    Gracias, Enamorada, por el espacio de oportunidad que fabricas con tus creaciones literarias, una ocasión para ensoñar y escribir.

    • Cierto mi querida ADA, a veces nos volvemos esclavos de un un irreverente cuento que caprichoso no salta día y noche por la mente. Un gusto leerte.

  • hace 4 semanas

    muchoi xdxdxdxdxdxd

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora y obtén respuestas.